Quantcast
Pierluisi destaca beneficios de la Estadidad incluidos en informe del GAO - :: TRIBUNA - Puerto Rico :: Política - Noticias de Política - Elecciones - Resultados Electorales - Noticias de Puerto Rico - Encuestas ::

Pierluisi destaca beneficios de la Estadidad incluidos en informe del GAO

Durante un mensaje ofrecido hoy ante la Cámara de Comercio de Puerto Rico (CCPR), el Comisionado Residente en Washington, Pedro Pierluisi (PNP), aseguró que las conclusiones del informe que publicó la Contraloría General de Estados Unidos (GAO, por sus siglas en inglés), “confirman el planteamiento de que la Estadidad mejorará las condiciones económicas y la calidad de vida en Puerto Rico” y que “es precisamente nuestro estatus la raíz de nuestros problemas socioeconómicos”. Vea las fotos

Pierluisi enmarcó su mensaje en las dos razones por las que él rechaza el estatus actual y favorece la Estadidad. Sobre su rechazo al estatus actual, indicó que cree que es moralmente inaceptable que, en el Siglo 21, 3.6 millones de ciudadanos americanos que residen en Puerto Rico no puedan votar por el presidente y los miembros del Congreso que aprueban las leyes que gobiernan todos los aspectos de sus vidas. “Considero intolerable que el gobierno federal pueda—como lo ha hecho—promulgar leyes de importancia que tratan a los puertorriqueños peor que a sus conciudadanos en los estados”, expresó.3

Lea el discurso en su totalidad

Asimismo, el Comisionado sostuvo que las estadísticas oficiales comprueban que Puerto Rico lleva décadas con su economía rezagada y la calidad de vida deteriorada, y que favorece la Estadidad porque, “es la opción de estatus que tiene las mejores posibilidades de fortalecer nuestra economía y crear empleos, de mejorar el clima de negocios y de inversión, de permitirle a nuestro gobierno sobreponerse de sus severos problemas fiscales y de revertir la tendencia actual en la que aproximadamente un millar de hombres, mujeres y niños se mudan a los estados cada semana”, dijo.

Las expresiones del Comisionado Residente se dieron dentro del contexto de un foro organizado por la Cámara de Comercio de Puerto Rico para dialogar sobre el Informe del GAO. Tratándose de una audiencia compuesta mayormente por profesionales y personas de negocios, Pierluisi enfocó su mensaje en las implicaciones económicas que tendría la Estadidad en comparación con el estatus actual, en el que 172,000 personas buscan trabajo sin éxito y la tasa de desempleo ronda en 15 por ciento versus el promedio nacional de menos de 7 por ciento; el ingreso promedio está cerca de los $19,000 anuales, mientras en los estados es de $51,000; y los puertorriqueños que viven en los estados promedian sueldos de $40,000 anuales.

“El informe del GAO confirma el planteamiento de que la Estadidad mejorará las condiciones económicas y la calidad de vida en Puerto Rico”, indicó Pierluisi, quien añadió que “Puerto Rico recibe trato desigual bajo programas federales importantes y que como estado recibiría trato igual”. Como evidencia de esa desigualdad, mencionó que, basándose en el análisis del GAO sobre Medicaid, Medicare, Seguro Social Suplementario, asistencia nutricional y fondos de carreteras, además de los programas que el GAO no examinó, como el cuido a largo plazo cubierto por Medicaid y los subsidios de la Reforma de Salud federal del 2010, “la Estadidad conllevaría una inyección de fondos a la economía de Puerto Rico de por lo menos $9 mil a $10 mil millones cada año”.

Para Pierluisi, la cifra de $9 a $10 mil millones adicionales en fondos federales anualmente, es consistente con otros informes federales y revela la severidad del discrimen que sufre Puerto Rico como territorio. “Para darles un ejemplo, el Censo federal reportó que el estado de Oregon, un estado con una población similar a la nuestra, recibió sobre $29 mil millones en fondos del gobierno federal en el 2010 mientras que Puerto Rico recibió alrededor de $19,000 millones—una diferencia de $10,000 millones”, indicó.

Pierluisi sostuvo que en tan solo una década, la Estadidad le estaría inyectando $90 a $100,000 millones de dólares a la economía de Puerto Rico, y que es imposible cuestionar el impacto positivo que estos que estos fondos tendrían en la calidad de los servicios públicos, la amplitud de las ayudas sociales, el incremento en la demanda de los consumidores, el aumento en las ventas corporativas y el crecimiento económico en general en la isla. Indicó que “la Estadidad es un ‘game changer’, una nueva realidad económica para Puerto Rico”, y en uno de los momentos cruciales del mensaje, enfatizó que se trata de fondos que están disponibles para todos los ciudadanos americanos que actualmente viven en Florida, Texas o New York. Fondos existentes que muchos de nuestros hermanos reciben al mudarse a uno de esos estados. «No es mantengo. No es trato especial. Es trato igual. Es igualdad”.

Tras describir como “valioso” al informe del GAO, ya que “derrumba el argumento de que la Estadidad tendría un impacto negativo sobre el tesoro federal” y “confirma que la Estadidad, que tan claramente es beneficiosa para Puerto Rico, también lo sería para Estados Unidos”, Pierluisi entró de lleno a refutar lo que él llamó el bombardeo de la “campaña de desinformación masiva de parte de los opositores de la Estadidad”.

El Comisionado fue enfático en que es falso que el informe diga que los individuos tendrían una carga muy grande bajo la Estadidad. “El informe del GAO no dice tal cosa, y esa aseveración es falsa. Un hogar típico en Puerto Rico va a pagar lo mismo o menos bajo la Estadidad en contribuciones totales que lo que paga ahora. Esto es debido a la aplicabilidad de créditos contributivos federales como el Crédito por Ingreso Devengado, el Crédito por Hijo Dependiente y el Crédito por Gasto Universitario—los que el GAO estima que totalizarían alrededor de $718 millones anuales. Además, el gobierno de Puerto Rico podrá reducir sus tasas contributivas—las cuales son más altas que las de cualquier estado—una vez no tenga que continuar financiando una porción desproporcionada de los servicios que le ofrece a nuestro pueblo, como lo hace ahora”, aseguró Pierluisi.

“De acuerdo a los niveles actuales de ingresos en Puerto Rico, 7 de cada 10 hogares en la Isla no tendrían responsabilidad contributiva federal y muchos recibirían un cheque del gobierno federal porque cualificarían para uno o más créditos contributivos que excedería su responsabilidad de pago”, expresó.

Para probar su punto, el Comisionado mencionó las cifras del censo federal que sostienen que 905,000 de los 1.2 millones de hogares en Puerto Rico (72%), gana o recibe beneficios menores a $35,000 al año. “Muchos de esos hogares ni siquiera cumplen con el umbral de responsabilidad contributiva conocido como el ‘tax entry threshold’. Si su ingreso anual cae bajo ese umbral, no deben impuestos federales”, expresó.

Acto seguido, dio tres ejemplos de cómo los impuestos federales aplicarían en Puerto Rico bajo la Estadidad. Primero, mencionó el caso de una mujer soltera sin hijos que gana $12,000 al año. Una vez descontadas las deducciones estándar y la exención personal, no tendría responsabilidad contributiva, y cualificaría para el Crédito por Ingreso Devengado de $3,300 y para el Crédito por Hijo Dependiente de $1,000 por lo que recibiría un cheque por $4,400 del gobierno federal.

Igualmente mencionó el caso de una pareja casada sin hijos que gana $15,000 al año, que su carga contributiva sería cero y recibiría un reembolso por el Crédito por Ingreso Devengado de más de $340.

También trajo el caso de una pareja casada con dos hijos que gana $30,000 al año, cuyo ingreso tributable sería de $5,750 y su responsabilidad contributiva preliminar sería de $575. Esta pareja cualificaría para el Crédito por Ingreso Devengado y para el Crédito por Hijos Dependientes y recibirían un cheque por $5,500. En comparación, bajo el estatus actual, esta misma familia tiene que tributar al 14 por ciento en su planilla estatal sin beneficiarse de los créditos contributivos federales, por lo que le paga alrededor de $3,000 a Hacienda”, sostuvo Pierluisi, quien resumió expresando que “si Puerto Rico se convierte en un estado, más o menos 7 de cada 10 hogares por ciento de los hogares en la isla no pagarán contribuciones federales y muchos—particularmente los que tengan hijos—les irá muchos mejor que ahora gracias a los créditos contributivos que da el gobierno federal”.

Respecto a contribuciones federales a las corporaciones, el Comisionado aseveró que el Informe explícitamente dice que la Estadidad levantaría la visibilidad de Puerto Rico, y eliminaría el riesgo asociado con el estatus político incierto de Puerto Rico y los disuasivos a la inversión. “Es importante señalar que la inversión corporativa en Alaska y Hawaii -tanto doméstica como foránea- aumentó dramáticamente luego de que esos territorios se convirtieron en estados”, expresó Pierluisi.

“La mayoría de las corporaciones en Puerto Rico son corporaciones locales, no corporaciones foráneas controladas o CFCs. Asimismo, la mayoría de los empleados en Puerto Rico trabajan para corporaciones locales, no para las CFCs. Bajo el estatus actual, la mayoría de las corporaciones locales tienen una carga contributiva altísima. Por lo tanto, de seguro, una vez Puerto Rico se convierta en estado y las tasas contributivas se ajusten a niveles más bajos, la mayoría de las corporaciones puertorriqueñas—igual que los individuos—pagarán más o menos lo mismo que pagan ahora en contribuciones totales”, indicó.

Asimismo, Pierluisi destacó que el GAO explícitamente advierte que no es correcto concluir que las CFCs se vayan de Puerto Rico. Tras citar textualmente del informe: “los impuestos son sólo uno de varios factores que las corporaciones toman en cuenta a la hora de decidir dónde ubicar sus operaciones”, expresó que “líderes de la industria también miran la salud de la economía local; la facilidad de obtener permisos; la disponibilidad de trabajadores diestros y educados; el costo de la electricidad; la seguridad del sistema legal y judicial; la calidad de la infraestructura como puertos, aeropuertos y carreteras; la seguridad pública; la corrupción gubernamental; y la disponibilidad de financiamiento”.

“Y, por cierto, si Puerto Rico se convierte en un estado, aún podremos ofrecer incentivos contributivos favorables y beneficios de otra índole a compañías para que inviertan en Puerto Rico, al igual que lo hacen estados como Nueva York, Washington y otros”, concluyó.

Invalid Displayed Gallery

TRIBUNA de Puerto Rico nace para ofrecer noticias sobre política, gobierno y justicia de una manera balanceada, justa y profunda.

You must be logged in to post a comment Login

Leave a Reply